Latin America – Sorry we are so busy!

PS – Explaining the image                            ME=Latin America

Earlier this week I wrote the following blog on the problem facing Colombia and Latin America when it comes to future growth. The blog was inspired by a series of stories that came out around the Global Monitor report. Well it seems that this is Latin America’s week.

Just a few days after, several articles came out on the same subject – the first one following a recent event hosted by the Center for Global Development in Washington DC. Liliana Rojas brought a small group of presenters to discuss “what’s next for Latin America?” Interesting event I am sure but what are the expected outcomes. Santiago Levy, Chief Economist IADB, made is presentation on productivity. I had a sense of deja-vu when I read some of the text that came with the short video. I heard the same presentation in the 2008 at the Conference de Montreal – when Santiago talked about productivity. Well that was then….and then…the financial crisis worsened and everyone was happy in Latin America since the impact was hardly felt.

Liliana starts her blog with this comment “With the exception of Colombia, the indicator of relative macroeconomic resilience has deteriorated in all Latin America countries in the sample, albeit at very different degrees”. Well – correct me if I am wrong but like the image on my blog – life always seem to throw something at you when all goes well. It’s important to note that the situation has changed quite drastically in Colombia. Exports are declining, the price of oil has dropped to historical low, rising price of the dollars (yes some would argue this is good for exporters but debt payments has just increased by that many folds) and yes what rarely shows in economic data is the social debt that this government has with victims of the armed conflict.

Harvard University recently assessed Colombia’s ability to meet its financial commitment to victims of the post conflict. The report can be found here. Declining revenues, high unemployment, and a quasi-impossible to finance social debt will seriously put pressure on future growth. Poverty and inequality – the lack of quality education, the burden of chronic diseases and aging population are all factors that will put a drag on the economy.

From Liliana’s bog – “Finally, CGD non-resident fellow Nora Lustig suggested that declining inequality will be key for sustaining the reduction of poverty and the expansion of the middle class in the region, given growth in Latin American countries is expected to remain low. Her presentation focused on private flows (remittances)” – well this one can become another major issue for the region and as well on poverty. When it comes to poverty, we are still talking about the old indicators, nothing new to bring to the debate….but here is something interesting. The World Bank just released a new report; namely “Left Behind” which is commented here on a press release.

The discussion is a little bit more interesting and critical about current efforts (such as cash transfers). Interesting discussion…meaning that at least there is some kind of an appetite for an ethical line of poverty – something like a graduation process. From extremely poor to well … less-poor! It’s definitely worth reading. I will add it to my library of resources.

Our soon to come new site will make things easier to navigate and you will have a chance to know about some of our international colleagues.

….and please no more “Plan Marshall like” initiative unless it’s about history.


Estancamiento de las ciudades de América Latina

En los últimos años, América Latina ha experimentado un crecimiento fenomenal, pero ha prestado poca atención al crecimiento sostenible y la productividad. Recientemente Colombia está en la lista de las economías más miserables.

A pesar de que Colombia posee recursos naturales como el petróleo, el carbón, los metales preciosos y minerales, es tierra que ha llevado a muchos de los problemas asociados con la maldición de los recursos naturales, tales como los conflictos civiles, violaciones de los derechos humanos y corrupción.

La “Maldición de los recursos naturales“, es el nombre dado al subdesarrollo crónico que la mayoría de los países con abundantes recursos naturales se caracterizan por. Los países con recursos naturales no renovables como el petróleo y los minerales. Sin embargo, el término puede abarcar otros recursos importantes, como la tierra, lo que potencialmente puede generar riqueza para toda la población, si se gestiona adecuadamente.

El mes pasado, el Brookings Institute en EE.UU. catalogo 10 áreas metropolitanas de más rápido crecimiento del mundo, medido por el empleo y el crecimiento del PIB per cápita. La lista, que se extrajo del informe del Brookings Institute “MetroMonitor” global e interactiva, se compone casi exclusivamente de nuevas áreas de mercado emergente metropolitano, pero una región en desarrollo fue el gran ausente: América Latina.

De hecho, uno tiene que bajar hasta el puesto 46 para encontrar el área latinoamericana mejor clasificada de metro en nuestro índice de rendimiento (Medellín, Colombia). Con pocas excepciones, el empleo y los ingresos promedio crecieron más lentamente en las principales áreas metropolitanas de América Latina en 2014 que sus pares globales.

Áreas metropolitanas de América Latina crecieron más lento que sus pares globales.

América Latina alberga 22 de las 300 mayores economías metropolitanas del mundo. En conjunto, estas ciudades y sus áreas circundantes -que van desde 21 millones de personas la Ciudad de México a 2,5 millones de personas de San Juan-representan el 30 por ciento de la población de América Latina y el 40 por ciento de su producción económica. En promedio, son las partes más productivas de la región y los más ricos como resultado.

Por todo eso, sin embargo, estos lugares están creciendo más lento que las ciudades en otras partes del mundo. El empleo creció un 1,2 por ciento en las áreas metropolitanas de América Latina, más lento que ambas áreas en desarrollo de metro (1,7 por ciento) y 300 mayores economías metropolitanas del mundo en general (1,5 por ciento).

Mientras que la creación de empleo era tibia, el crecimiento del PIB en realidad se contrajo un 0,3 por ciento, la única región del mundo que experimentó un descenso. Esta caída se ve aún más claro en comparación con el PIB per cápita promedio de crecimiento en el desarrollo de las áreas metropolitanas (4,0 por ciento).

El Arrastre de las Ciudades de Brasil

Más lento el empleo y el crecimiento del PIB en las ciudades brasileñas, que representan la mitad de las áreas metropolitanas de América Latina en el informe, arrastrado por el desempeño de la región en su conjunto.

Empleos crecieron a una tasa del 0,8 por ciento y el PIB per cápita se redujo en un 0,9 por ciento, a pesar del estímulo asociado con la Copa del Mundo. De hecho, el sector de la construcción ha creado puestos de trabajo al ritmo más rápido en el 2014 en las ciudades de Brasil, y Río de Janeiro, una importante sede de la Copa Mundial y la sede de los Juegos Olímpicos de 2016, fue la mejor área metropolitana brasileña con el mejor rendimiento

Sin embargo, este auge de la construcción no logró contrarrestar un sector de materias primas tambaleantes, como sectores manufactureros y de servicios empresariales y financieros, así como de bajo rendimiento. Como resultado, cuatro áreas metropolitanas brasileñas cayeron entre las 60 economías metropolitanas de crecimiento más lento en el mundo: Campinas, Porto Alegre, São Paulo y Salvador.

Pero el malestar de metro de América Latina no estaba reservado sólo para Brasil.

Caracas (en el puesto 296/300) y Buenos Aires (286) tanto en el puesto cerca de la parte inferior de los indicadores del Brookings Institute de rendimiento de 2014, lo que refleja las políticas económicas desafiantes promulgadas por sus respectivos gobiernos nacionales. Incluso lugares como Santiago (160) y Monterrey (219) están en la mitad inferior del ranking mundial.

El bajo rendimiento a nivel de ciudad es en parte un síntoma de los problemas más grandes en América Latina. Como Ernesto Talvi ha escrito, América Latina sigue siendo vulnerable a los fundamentales macroeconómicos, como la liquidez internacional, la inflación, las finanzas públicas y la banca, sobre todo en medio de la desaceleración de la demanda de importaciones de China y las continuas preocupaciones de la zona euro.

De todas maneras la preocupación a largo plazo de la región puede ser la productividad. Ciudades de América Latina ya han ganado una gran parte de las ganancias de productividad fáciles que acompañan a la rápida urbanización. Escapar de la trampa de ingresos medios a través de una mayor productividad requerirá el trabajo más difícil de cultivar las agrupaciones económicas de orden superior a través de inversiones bien gobernadas en las habilidades, la tecnología y la infraestructura.

En una nota de cierre, es importante señalar que en la lista de Bloomberg 2015 de las economías más miserables, cuatro países latinoamericanos están en la lista

Dinero o Lo bueno ¿Qué está impulsando la innovación social en Colombia?

Este blog es una oportunidad para mí para empezar un debate público sobre los nuevos modelos que forman parte de la ayuda privada. El concepto es simple, países como Colombia son considerados países de renta media y tienen que encontrar nuevas fuentes de financiación para hacer frente a las necesidades sociales. De Primera Infancia hasta la salud y la educación, este país no puede generar los recursos financieros suficientes para proporcionar los servicios sociales, por tanto, tienen que recurrir a esquemas nuevos y privadas de ayuda.

En Colombia, el concepto es algo nuevo con unas cuantas organizaciones tratando de socializar el concepto y también atraer financiación privada.

Organizaciones como Instiglio y unos pocos fondos privados en Bogotá que se encuentran dentro del Hub Bogotá están buscando nuevos proyectos pioneros pero tienen modelos muy estrictos para determinar quienes pueden calificar y quienes van a apoyar.

La empresa social que una vez fue un movimiento de renovación radical dentro del tercer sector. Hoy, sin embargo, no es tan sencillo. En marzo de este año, Pamela Hartigan, directora del Centro Skoll para el Emprendimiento Social en Saïd Business School, lo resumió cuando dijo: “Estoy empezando a sentir más y más incómodo la empresa social a largo plazo.

Creo que estos términos fueron muy importantes en un momento en el tiempo, pero en este momento, lo que estoy encontrando en todo el mundo es que ellos continúan promoviendo esta idea de que el emprendimiento social son sinónimo con enfoques de ayudas paliativas, en lugar de promover modelos de negocio disruptivos y enfoques que aborden las causas fundamentales de un problema”.

La empresa social fue una vez una nueva forma de hacer negocios. Era radical, empujando los límites, generando nuevas ideas y nuevas soluciones. Pero ahora se está convirtiendo en parte del sistema. Como el Italiano Flavia académico Martinelli también señala en su ensayo en 2012 “Social innovación o exclusión social: “El reciente éxito de la idea y su integración en el discurso político ha vaciado, paradójicamente, de su dimensión innovadora, exponiéndole al peligro concreto de ser hueca – o, peor, retórica instrumental “.

Organizaciones como NESTA del Reino Unido están utilizando sus fondos para estandarizar la innovación social mediante la creación de criterios para la financiación de la innovación social. Su Fondo de Innovación Social de Acción es un fondo de 14 millones de libras de gestión en colaboración con la Oficina del Gabinete del Reino Unido. El fondo define ‘acción social’ como algo que es:

• llevada a cabo por personas o grupos de personas que trabajan juntas

• no es obligatorio y no con fines de lucro

• hecho por el bien de los otros, los individuos, las comunidades y / o de la sociedad

• produciendo un cambio social y / o valor

• incluyendo la entrega de tiempo y dinero

Inside the Box

NESTA sólo financia iniciativas que caen en categorías particulares que NESTA y la Oficina del Gabinete han decidido que son los mayores retos sociales – el envejecimiento, la salud, el empleo de los jóvenes, “el voluntariado de impacto” (en contraposición con el voluntariado regular que no tiene ningún impacto? ) y el desempleo.

Las innovaciones están ahora sometidos a un “control de la conformidad”, pero la verdadera innovación, social o de otra manera, nunca ha cumplido los posibles requisitos.

Habría Nesta apoyado/financiando el banco Grameen?

Miramos a lo que son quizás las más famosas iniciativas de innovación social, el Banco Grameen. En 1976, el Profesor Muhammad Yunus prestó US $ 27 a 42 personas – centrándose en los más pobres entre los pobres. Esto llevó a la innovación de las microfinanzas y la fundación del Banco Grameen en 1983. (Esto es algo que también tiene que ser mirado en otro blog.)

El banco prestó dinero sin garantía, en cantidades muy pequeñas y con tasas de interés relativamente bajas casi exclusivamente a las mujeres pobres (que resultaron ser más responsables en el pago de préstamos y ellas utilizaron los préstamos con más sabiduría que los hombres). El banco – que todavía existe hoy en día – no sólo da a los pobres el acceso al capital, pero les permite ser los propietarios del banco y por lo tanto beneficiarse de los pagos de dividendos.

Ahora vamos a aplicar los criterios de ‘acción social’ de NESTA a esta innovación social. Si bien el Banco Grameen hace un cambio social para el bien de los demás – un asombroso 60% de los 8 millones de personas que han sido dados los créditos han encontrado su manera de salir de la pobreza. Esto hace que la iniciativa fallara como ‘acción social’ porque no es un beneficio sin ánimo de lucro. Esto y el hecho de que Muhammad Yunus no era parte de una organización “trabajando juntos” sugiere su proyecto sería inelegible para la financiación de acuerdo con los criterios de NESTA.

Imaginemos por un momento que Yunus había querido solicitar financiación de NESTA para lanzar su idea préstamo. Si se hubiera visto obligada a adaptar su idea para ajustarse a los criterios requeridos, es posible que nunca hubiéramos visto el nacimiento de las microfinanzas. La belleza y el éxito del Banco Grameen es que fue completamente sin precedentes. No fue diseñado para satisfacer cualquier requisito externo.

Y eso es exactamente el punto. Las mejores innovaciones sociales en los servicios sociales son improbables que se hayan ideado por un proceso de listado de cumplimiento de requisitos o por aplicar por algún premio. En 2006, el Banco Grameen y su fundador Yunus ganó el Premio Nobel de la Paz por los esfuerzos para crear desarrollo económico y social “desde abajo” – no desde dentro del sistema.

El riesgo con el gobierno de repente apoyando la innovación social y proporcionar un poco de dinero público para ayudar al sector es que los gobiernos raramente están (o nunca) van a estar interesado en la innovación social para el bien de las comunidades y hacer las comunidades más fuertes y saludables.

No son sólo los gobiernos conservadores que están aplaudiendo de repente la validez de la innovación social, las grandes empresas se están involucrando también. En el reciente Foro Mundial Skoll en Social Entrepreneurship uno de los delegados, Daniel Fynn, co-fundador del Thankyou Group, se quedó asombrado cuando el anfitrión dio la calurosa bienvenida a Coca-Cola en el foro con el siguiente comentario “Ellos están haciendo grandes cosas en el espacio de empresa social”.

A lo largo de una línea similar, Hitachi – una organización de multi-millones de dólares que produce productos de tecnología – ahora se describe como un líder global en innovación social, y utiliza la innovación social en campañas publicitarias global llamado ‘es nuestro futuro’ para crear conciencia de marca.

Después de asistir al Foro Mundial Skoll Fynn escribió:

Mirando a través de la vista Skoll World Forum del mundo, si usted es un empresario y su negocio tiene un ligero vínculo para el bien social, eres un emprendedor social; si usted ha tenido éxito en los negocios y ahora tienen una fundación, usted es un emprendedor social; si usted tiene un negocio que emplea a personas (como todos los negocios en el mundo), su negocio es una empresa social y si lo hace cualquier tipo de negocio en el mundo en desarrollo, puede llamar a su compañía una empresa social.

El cambio social se sustituye «por el bien de la sociedad” en términos tan amplios que cualquier producto o actividad pueden ser incluidos, y el borde radical de innovaciones sociales se empobrecen de contenidos

Es todo sobre el dinero

Un anuncio reciente buscó a un “individuo excepcional” para “dirigir estratégicamente” a “empresa social de reciente creación” con “la creatividad y la innovación”. Suena interesante ¿no? Todas las palabras adecuadas también. Y la empresa social también tiene “ambiciosos planes de crecimiento”.

El propósito de la ‘empresa social’, entonces fue identificado como “para identificar los servicios públicos que tienen el potencial para ser entregados por la comunidad”, o como el anuncio sigue diciendo entregado “más bajo costo para la comunidad, en lugar de el Status organizaciones de servicio público”.

Este es un claro ejemplo de una empresa social que se ha establecido con el propósito de la entrega de lo que alguna vez fueron llamados “servicios públicos” mas eficaz y barato a comunidad.

Entonces, ¿qué sucede con el dinero ahorrado por este individuo excepcional direccionando estratégicamente una nueva empresa social innovadora? Más importante quien se beneficiara de los ahorros?

Sospechosamente, parece que no es la comunidad local que se beneficiarán de las “economías”.

La innovación social en el sector de servicio público es simplemente ‘privatización’ en una forma socialmente aceptable.

Si consideramos las matemáticas y quién se beneficia de los ahorros, podemos llegar a la siguiente ecuación:

Pequeño gobierno = menos gastos = menos y menos servicios públicos / comunitarios proporcionados por el gobierno = menos impuestos = (un poco) o más que antes para llevar a casa el dinero de los trabajadores y mucho más dinero para los ricos = más dinero en el mercado = más dinero para individuos para comprar los servicios públicos / comunitarios que antes los impuestos estaban proporcionando los impuestos gratuitamente = privatización de los servicios / comunitarios públicos = más ahorros para el Gobierno = una victoria ideológica!

Tal vez tenemos que considerar que la innovación social en el sector de servicio público es simplemente ‘privatización’ es en una forma socialmente aceptable. Lo que también podría significar es que los ciudadanos están pagando más por el mismo producto – el pago de una vez a través de impuestos, y una segunda vez a través de la adquisición del servicio “público” a través de una empresa social.

En el Reino Unido, el Servicio Nacional de Salud (SNS) está en la mira para ayudar a reducir el déficit público. Muchos departamentos han experimentado fuertes recortes para hacerlos pasar como ahorros por eficiencia. Además de esto, el NHS está siendo “privatizada por el sigilo” donde la mayoría de los nuevos contratos en 2013 fueron otorgados a empresas privadas.

Como resultado, el SNS se encuentra bajo una creciente presión para crear más y más “innovaciones sociales ‘. Estamos viendo un montón de nuevas empresas spin-out del SNS que prestan servicios de salud pública, pero con demasiada frecuencia no se hace mención de la calidad del servicio a los clientes o donde van los ahorros.

Aquí parece que los criterios que establece una organización antigua que presta servicios al público aparte del resto es cuánto dinero ellos pueden ahorrar haciendo esto, y lo más importante de lo mucho que puede ahorrar a los gobiernos.

Como Colombia siga creciendo en el campo de la innovación social, será interesante ver cuántos proyectos entran en el torrente y lo que será los beneficios reales para los más necesitados !!

Puede encontrar más información acerca de la política nacional de innovación social en Colombia (aqui)

Los que tienen muy poco tienen mucho en su mente

En el contexto del post-conflicto y la obsesión por el Presidente para ser parte de la OCDE, creo que es importante presentar nuevas ideas y formas de medir la pobreza. El gobierno colombiano optó por tres áreas de prioridad (la paz, la educación y la igualdad). Hay muchas discusiones sobre el comercio justo quizá uno debería tener lugar en torno a “una línea de pobreza ética”

En unas pocas semanas, espero ser capaz de encontrar el tiempo para arrojar algunas luces sobre Westfalia vs Southfalia?

El Gobierno de Colombia anunció recientemente el Plan de Desarrollo Orientado al posconflicto. Entre las metas que se fijará el Gobierno en materia de posconflicto están: reducir del 25 % al 16 % de aquí al 2018 los municipios con alta incidencia de violencia, bajar de 32 a 23 el número de homicidios por cada 100.000 habitantes y disminuir la pobreza rural del 42,8 % al 36 %.

Una pregunta interesante sería – A quién le importa? ¿Le importa realmente al gobierno entre todas las otras prioridades y que va a hacer con este 42% de la población? Si tienes tiempo puedes echar un vistazo a este video un poco crudo – es un interesante experimento social. Todo el mundo se preocupa por la pobreza pero cuando llega el momento de actuar – esta es una historia completamente diferente

Entonces, ¿qué significa esto para los más pobres de los colombianos? ¿Será que llegar a esos porcentajes realmente no significa otra cosa que porcentajes?

¿Por qué los nuevos indicadores se discuten fuera de Colombia, pero hay pocos debates sobre eso aquí? Es la idea de una consolidación de la paz para eliminar los factores que contribuyeron al mismo conflicto?

Así que si los Colombianos(as) realmente creen en esta misión por qué querrían usar indicadores de progreso que no tienen nada que ver con la “igualdad”.

Mi caso de Munchausen no está mejorando, pero importante tener en cuenta algunas de las investigaciones que pueden ayudar a arrojar algunas luces sobre una posible cura.

Primero El debate de la ONU para poner fin a la pobreza mundial y las próximas metas de desarrollo sostenible se han centrado en las personas muy pobres que a menudo se define como las personas que reciben pocos-dólares-al-día (ver aquí) en medio de convocatorias de la ayuda exterior para centrarse únicamente en los países más pobres. Pero, ¿realmente la pobreza termina en 2,000 o 4,000 pesos por día por persona?

La línea de pobreza en el mundo desde hace mucho tiempo es de un dólar (o 2,000 pesos) al día (actualmente, 2,500 pesos) es redundante debido a los nuevos datos de precios. Así que hay una pregunta sobre cuándo terminara la pobreza monetaria?

Las estimaciones de la pobreza multidimensional global, que es la pobreza medida como un conjunto de las privaciones en salud, educación y nutrición, son 1,6 billones de pobres globales.

Mientras que los ingresos y gastos son componentes importantes en la medición de la pobreza, que mide el bienestar más amplio en su conjunto, teniendo en cuenta indicadores como la esperanza de vida o sus determinantes, incluyendo salud, nutrición y educación, así como los ingresos, proporciona una indicación más redondeada de si para un individuo, hogar o la sociedad es vivir bien o no.

Sin embargo, esto no es un preámbulo para re-inventar la pobreza multidimensional (IMP) (Colombia es, sin duda está enfocándose en el IMP pero es difícil de encontrar datos significativos). Una idea mejor sería de establecer una nueva línea de la pobreza monetaria en Colombia. Dicho de otra manera: utilizando una medida de no ingreso que justifique un enfoque para definir la pobreza monetaria (y aplicable para una persona o un país).

En Colombia, la esperanza de vida es algo similar a los países de la OCDE (como promedio) lo que significa que deben abordarse otros factores distintos del “consumo o ingreso” y ¿cuáles serían? Cuanto más pobre sean o lo que el gobierno considera “superar la pobreza” entran en lo que se llama la “escasez”.

En un país cada vez más polarizado por la riqueza, los esfuerzos para encontrar una metáfora que unifica ricos y pobres, una humanidad compartida, si se quiere, se ha convertido lucrativa para una empresa editorial un poco desesperada. La mayor parte del tráfico académico se concentra en la encrucijada ocupada entre la economía y la psicología, donde un codazo es tan bueno como un parpadeo. La idea es que estamos definidos y sujetos a las fuerzas de los mercados y esto se toma como un hecho en este trabajo; el interés se centra en la brecha entre la fe de los economistas en la toma de decisiones racionales y pruebas apiladas del psicólogo de nuestros comportamientos menos que racionales: en la exposición de nuestra incapacidad casi cómica para comprender el riesgo y la recompensa y hacer lo que es mejor para nosotros.

La hipótesis a contrastar es esto: son los patrones de comportamiento que ellos mismos muestran cuando están bajo presión de tiempo en la vida ocupada académica que guardan una relación con las mostradas por los miles de millones de personas en el mundo que luchan por sobrevivir con un mínimo de recursos? En otras palabras, son los pobres de tiempo del oeste tienen una causa común con los real pobres de un dólar al día del mundo en desarrollo? Si lo son, es como el argumento de Mullainathan y Shafir que dicen que el vínculo entre estos dos estados es “escasez”.

Esta “trampa de la escasez” proporciona una explicación de verdades desagradables. Muestra por qué el “pobre tienen más probabilidades de ser obeso… Menos probabilidades de enviar a sus hijos a la escuela … [por eso] los más pobres en un pueblo son los que tienen menos probabilidades de lavarse las manos o tomar el agua tratada antes de beberla.” Y la explicación es la siguiente: “los pobres no son simplemente corto de dinero efectivo – Son cortos en ancho de banda.”. Cuando un individuo – cualquier persona – está preparada para pensar en sus problemas de dinero, su capacidad para realizar las pruebas y tareas se reducen sensiblemente. Cuando les recuerdan a los pobres que son pobres, las personas ” demostraron menos control ejecutivo y menos flexibilidad. Con la escasez en su mente, él simplemente tiene menos mente para todo lo demás.”

Ser pobre requiere tanta energía mental que aquellos con medios limitados – ya sean los agricultores de caña de azúcar en la India o los que van al centro comercial en Nueva Jersey – son más propensos a cometer errores y malas decisiones que aquellos con cojines financieros más grandes.

Las implicaciones de estos hallazgos, donde la pobreza de todo tipo reduce literalmente la imaginación y la capacidad de dar forma a su propia vida, Esto se presenta como algo revolucionario? Como antídotos sugerimos una serie de intervenciones de toque ligero como para “crear un ancho de banda – una línea de pobreza ética” – intervenciones que pueden ser tan simples como la creación de débitos directos, por los pobres de dinero en efectivo, esto podría implicar proporcionar algún tipo de seguro contra el “pequeño shocks “, como (un pinchazo, una vaca enferma, un aumento de alquiler) que puede llevar a los prestamistas y usureros; o ofrecer un día normal de trabajo, en lugar de la tensión debilitante de los contratos de cero horas. Este tipo de soluciones son sencillas. Ni, te imaginas, ¿el hecho de que la necesidad imperiosa limita la perspectiva a largo plazo y el autocontrol, esto es como una sorpresa para nadie más que los ricos ociosos (y el gobierno).

La discusión en torno a la pobreza no debería centrarse en los indicadores antiguos, sino en lo que podría ser “una línea de pobreza ética” – Es ridículo pensar que con 2.000 o 6.000 pesos/día alguien va a tomar mejores decisiones y empezar a planificar para el futuro.

Con ingresos limitados, el gobierno también se enfrenta a la “escasez” lo que significa que también se ocupa de los problemas con una visión a corto plazo.

Esto también necesita un cambio de la mente por parte de los consumidores como: Pagar más por los bienes de los productos agrícolas – pero ¿significa esto que más beneficios se remontan al productor? Si alguien paga un precio diferente en el mercado y en Carulla – Quien está sujeto a beneficiarse más?

¿Qué ha cambiado desde que este último artículo fue escrito

Mas informacion sobre la pobreza en Colombia

Tengo un caso grave de Münchhausen

Desde que escribí el último blog sobre el trilema Social en Colombia, he sido golpeado por un caso grave de Münchhausen. Esto le llevará al menos dos blogs para explicarlo bien (con suerte).

Antes de saltar a los detalles creo que es importante señalar que creemos que los esfuerzos de ambas partes para conseguir un acuerdo de paz es primordial e importante pero creo que es importante plantear preguntas acerca de un “post-conflicto” y lo que se está proponiendo.

Primer síntoma - Todo empezó con este video / entrevista con los líderes de las FARC dirigidos por el New York Times. Estoy seguro de que esta entrevista no se ha promovido mucho en los medios de comunicación en Colombia, pero creo que es interesante escuchar esta entrevista en el contexto de lo que está pasando en Colombia. Con el debido respeto a lo que está sucediendo en Cuba, el vídeo parece pintar otra imagen de lo que fue el conflicto.

http://www.nytimes.com/video/opinion/100000003452856/prospect-of-peace-talking-with-the-farc.html?emc=edit_th_20150118&nl=todaysheadlines&nlid=65858768

Segundo síntoma - Luego alguien me envió información sobre un blog reciente en la revista Foreign Affairs sobre la Ayuda para la Paz  – Aid for Peace “Does money buy hearts and minds?”

Eli Berman y su colega han traído al debate algunas discusiones muy interesante sobre lo que está siendo tomado como dinero en efectivo la mayor parte del tiempo. Ellos desafían algunos de los supuestos que vienen con la Consolidación de la Paz - a) Ayuda Oficial llenará el vacío, b) la inversión va a crear puestos de trabajo, c) y si la gente está ocupada trabajando así que no va a pensar en el crimen.

Aqui es cuando me doy cuenta de que cogí este caso grave de Münchhausen. Aquí está la historia sobre el trilema: Es fácil imaginar (con todo respeto) que el presidente Santos, o las FARC para el caso, se jalaron el cabello hacia arriba para salirse de este “conflicto”. 220px-Muenchhausen_Herrfurth_7_500x789

Los supuestos son que el gobierno, los inversionistas, y los colombianos (a través de su contribución fiscal) generará recursos financieros suficientes para hacer frente a algunas de las causas de raíz del conflicto.

Pongamos las cosas en perspectiva

 El trilema de Münchhausen es un término utilizado en la epistemología hacer hincapié en la supuesta imposibilidad de demostrar alguna verdad, incluso en los campos de la lógica y las matemáticas. El nombre Münchhausen-trilema fue acuñado por el filósofo alemán Hans Albert en 1968 en referencia a un trilema de “dogmatismo vs regresión infinita contra el psicologismoutilizado por Karl Popper; [1] es una referencia al problema de bootstrapping” , después de la historia del Barón Munchausen (en alemán, Münchhausen e estaba jalando su cabello hacia ariba  tratando de salir de un lodazal con su caballo.
Baron-Munchausen$27s-Remarkable-Leap
Mientras cada conflicto es diferente, creo que es útil examinar algunas de estas investigaciones y buscar cómo algunos de los conclusiones podrían aplicarse a Colombia. Creo que los siguientes dos investigaciones y el reciente artículo en Foreign Affairs ofrecen alimento para el pensamiento.

Eli Berman, Joseph H. Felter, Ethan Kapstein, and Erin Troland. “Predation, Taxation, Investment, and Violence: Evidence from the Philippines.” Working Paper, October 2014.

Eli Berman, Jacob N. Shapiro, and Joseph H. Felter, Can Hearts and Minds Be Bought? The Economics of Counterinsurgency in Iraq,Journal of Political Economy Vol. 119, No. 4 (August 2011): 766-819.

Antes de entrar en los detalles pienso que es importante poner en contexto el panorama cambiante de la ayuda (AOD) para Colombia. Las nuevas reglas de compromiso para los países de renta media son los siguientes - menos ayuda oficial y más se centran en

- Fomento de la resiliencia
- Movilización de Recursos Nacionales

El concepto es simple - aumentar los impuestos.

VueLvo de nuevo a Münchhausen!!

Si le pedimos a todo conocimiento: ¿Cómo sé que es verdad?”, Podemos proporcionar la prueba; sin embargo, esa misma pregunta se puede hacer de la prueba, y cualquier prueba posterior. El trilema de Münchhausen es que tenemos sólo tres opciones a la hora que demuestren en esta situación: El argumento circular, en la que la teoría y apoyo prueba entre sí (es decir, repetimos a nosotros mismos en algún momento) El argumento regresivo, en el que cada prueba requiere una prueba más , hasta el infinito (es decir, sólo seguimos dando pruebas, probablemente para siempre) El argumento axiomático, que se basa en preceptos aceptados (es decir, se llega a algún supuesto lecho de roca o certeza) los dos primeros métodos de razonamiento son fundamentalmente débil, y porque los escépticos griegos defendieron profunda cuestionamiento de todos los valores aceptados se negaron a aceptar las pruebas de la tercera clase. El trilema, entonces, es la decisión entre las tres opciones igualmente insatisfactorias. En la epistemología contemporánea, se supone que los defensores de coherentismo estar aceptando el cuerno “circular” del trilema; fundacionalistas se basan en el argumento axiomática. Vistas que acepten el regreso al infinito son de marca infinitismo.

Así que la primera pregunta sería - ¿qué significa La paz —- La definición de la Paz es el siguiente: La paz es una ocurrencia de la armonía que se caracteriza por la falta de violencia, conductas conflictivas y la libertad del temor a la violencia. Comúnmente entendida como la ausencia de hostilidad y la retribución, la paz también sugiere intentos sinceros de reconciliación, la existencia de relaciones interpersonales o internacionales sanas o recientemente cicatrizadas, la prosperidad en materia de bienestar social o económica, el establecimiento de la igualdad, y un orden político que trabaja sirve a los verdaderos intereses de todos.

 Si creemos que esta declaración es verdad - podemos deducir inmediatamente que el acuerdo de paz no es igual a la paz en Colombia. Algunos países vecinos como El Salvador y Guatemala son técnicamente en situación de paz, pero la realidad, según la definición, es diferente.

¿Cuáles son las opciones que se encuentran en frente que tiene que ser re-dirigidos?

1- ¿Debe el proceso de paz y todas las actividades económicas ser dirigidas por el gobierno? o si el proceso debe ser administrado por las personas y las comunidades?

2) Si el gobierno es la única fuente de financiación! ¿Cómo se toma la política de asignación de fondos? ¿Cómo funciona el proceso de reducir la desigualdad? Y aumentar la transparencia, el buen gobierno?

Esta discusión muestra que el trilema de Munchausen se aplica a un posible acuerdo de paz y tal vez es imposible resolver los diversos ángulos que viene con un tema tan complejo. El próximo blog se centra en algunos de los nuevos instrumentos que se podrían usar o aprovechar para arrojar más luz sobre lo que es un proceso de Consolidación de la Paz podría traer.

¿Un acuerdo de paz significa paz en Colombia?

 

The trilemma in Colombia (Peace, Education, Equality)

FIXING THE BROKEN PROMISE OF EDUCATION FOR ALL – The trilemma in Colombia (Peace, Education, Equality)

Over the past few weeks (few months), we have the opportunity to meet with several government agencies to socialize the need for a private strategy for the post-conflict (Peace Accord) in Colombia. We will come back to this point in the next few weeks but here is link to our presentation made last November at an event in Popayan about the challenge facing international cooperation (what’s left of it) during a post-conflict situation.

1- I would like to open this blog with the notion of Trilemma as it applies to Colombia in many ways. A trilemma is a difficult choice from three options, each of which is (or appears) unacceptable or unfavourable. There are two logically equivalent ways in which to express a trilemma: it can be expressed as a choice among three unfavourable options, one of which must be chosen, or as a choice among three favourable options, only two of which are possible at the same time. The term derives from the much older term dilemma, a choice between two or more difficult or unfavourable alternatives. In the context of this particular blog, we could discuss the Pinker Social Trilemma.

Steven Pinker noted another social trilemma in his books How the Mind Works and The Blank Slate: that a society cannot be simultaneously fair, free and equal. If it is fair, individuals who work harder will accumulate more wealth; if it is free, parents will leave the bulk of their inheritance to their children; but then it will not be equal, as people will begin life with different fortunes.

In the context of post-conflict and the global economic stagnation: is it possible for this government to implement policies that promotes fairness, freedom, and equality?

2- 2014 ended with a strange situation where the government of Colombia was talking about funding a peace accord the economy turned on him and what Lant Pritchett like to say – when someone says based on the previous year’s growth, the economy will grow at 4.6%. Colombia is facing tremendous challenge to finance a potential peace accord and I sure do not envy the next president of Colombia…he will have to deal with the invoice. For those who enjoy reading economic paper – here is a good one from Lant Pritchett and Lawrence Summers.

This paper brings some perspective on what I would like to address in this blog. Growth predictions are constantly changing and Colombia would be foolish to think that it will not be affected by an economic stagnation.

3- Back to the education topic and before diving into the number released by Unicef and Unesco in their recent report “Findings from the Global Initiative on Out-of-School Children”, I would like to make a quick comment about Early Childhood education for vulnerable population in Colombia. We have been coaching a young group of students in Education Popular out of the Universidad del Valle in Cali. We believe that it’s an incredible accomplishment for this group of students to have qualified for the 2015 Hult Prize final in Dubai. Every year the best universities in developed country compete for the million dollar prize to help address some of the most challenging global issues that faces mostly developing countries. The challenge this year – Early Childhood education! With only 24% coverage, the program “Cero a Siempre” needs solutions coming from the same communities that will benefit for such program. Before March 13th, we will be able to demonstrate a sustainable model that could be replicated.

4- That brings me to the blog subject of Out of School Children. As I promised, I will be doing a Hall of Fame of indicators about Colombia. In this report Colombia ranks somewhere in the middle of the pack with countries like Zambia, Nigeria, and Congo. As mentioned in the report, the data is based on the ability of the government to identify children out-of-school and also child labor. With more than 600,000 out-of-school children, Colombia has a lot of work to do in order to improve its OECD ranking with PISA. For those students who do attend school, their performance against the OECD countries and in the Latin American region ranks somewhere at the bottom – one of the worst ranking in Latin America.

There are two important contexts when it comes to education and this is the problem with current statistics. First the context of getting children into a building to learn and; the second one for that learning to be of high quality. In Colombia, the notion of fairness of equality when it comes to education is directly related with your “economic status”. If the inheritance you receive from your parents is to be associated with a lower economic status, your opportunities to receive a good education is exponentially reduced. This is an interesting research that addresses some of these particular issues around fairness, equality, and freedom of choice.

The report from Unicef also shows that Colombia has one of the largest regional percentages (23%) of child labour. This is an important point in the context of Early Childhood Education (access and quality of programs), access to quality education, and lifelong learning. Can the President of Colombia achieve such ambitious goal when face by decreasing revenues and increasing social cost that will come with the post-conflict?

“Education systems reflect their wider environments, and what happens outside the school gates will often determine whether or not a child is in the classroom. Measures to ensure inclusion and address the specific barriers to children’s schooling through the reform of education systems can only succeed when matched by measures to address wider disadvantage and to smooth out inequities linked to income poverty, gender, ethnicity, language, geographic location and disability.”

Children who are excluded from education often face multiple and overlapping disadvantages. If we are to reach them, we need a much clearer picture of who they are, where they are and exactly why they are out of school (see http://on.unesco.org/oosci-global). Without good data, this governments will be struggling to establish what and where the problems are, and therefore, an effective response is challenging.

This report presents the best available data on the world’s out-of-school children. It argues that the unfinished business of universal primary education and the stagnation in global trends of the number of out-of-school children, as well as the large number of out-of-school adolescents, make it more important than ever to invest in the improved collection and analysis of data on their needs. Given that scarce resources are a political reality, better data are essential to target those resources towards the most severe problems and towards context-relevant interventions that have been shown to be effective.

Can Colombia meet this education challenge and how can it address the social trilemma that have further expanded the gaps between the “have” and “have-not”?

Doing Development Differently

We are finally back in Colombia after a very relaxing but also cold holiday  season in Canada. While portion of this trip was for family purpose, I had the opportunity to discuss “Doing Development Differently (DDD)” with some Canadian organizations that are now thinking about new models that are further more sustainable than traditional aid (ODA).

Before going on with the details — I believe it’s important to announce that we have been selected for the second year as one of the finalist for the 2015 Hult Prize competition. This year we will be competing with a new team that will represent the Universidad del Valle. If I am not mistaken, the only university that will be representing a Spanish speaking country. The full list of finalist can be found via the Hult Prize Facebook page.

Just before leaving, we were once again looking at bringing on board one university to participate in the yearly competition organized by Hult Prize. Last year, we had managed to find a team at the last minute so that we could showcase innovation on what we call DDD. We did manage to find a team from the Universidad Libre but again, the level of readiness for university students in Colombia to compete in English against some of the best universities around the world. This lack of readiness doesn’t have anything to do with the lack of potential that exist with these bright and young students that are enrolled in the many private and public universities in Colombia.

There is still a belief that Colombia’s future will come from Official Aid programs. President Santos actually made it a priority in late 2014 calling it the Marshall Plan of Colombia but he soon realized that the appetite to direct Official Development Assistance resources to a country that wants to be part of the OECD club is not as easy as it once was. ODA is Colombia represents a small percentage of GDP and it’s future lies in stepping away from a charitable model to a model that is sustainable.

This change needs to take place in Universities and we strongly believe that the government of Colombia should promote a SMART and private strategy that will be apolitical.

Ideally speaking, each program and action , objective should be:

  • Specific – target a specific area for improvement.
  • Measurable – quantify or at least suggest an indicator of progress.
  • Assignable – specify who will do it.
  • Realistic – state what results can realistically be achieved, given available resources.
  • Time-related – specify when the result(s) can be achieved.

Doing Development Differently does mean that you need to reinvent the wheel but most importantly you need to connect the spokes.

I will be writing more on this great opportunity that lies for these students to take a shot at this important prize.

Mas alla del PIB – ¿Por que

Durante los últimos años, las discusiones en Colombia han girado en torno al crecimiento y el PIB, pero poca discusión sobre indicadores significativos. Si bien Colombia ha logrado avances en la medición de la pobreza, la línea de base para medir el éxito sigue siendo extremadamente baja. La pobreza se mide a $ 3.000 pesos y de clase media en $ 20,000 pesos. Cuando se trata de la desigualdad, Colombia se ubica entre los primeros países (con más desigualdad). Así que ¿por qué los periodistas se centran solamente en el crecimiento del PIB que refleja poco de la realidad.

Un potencial situación de post-conflicto en Colombia representa una oportunidad única para innovar y comenzar discusiones sobre “Más allá del PIB”. Como Colombia pasa por el proceso de diligencia para entrar en el selecto club de la OCDE, muchos países de la OCDE han comenzado a pensar en nuevas y mejores indicadores de vida.

Hace poco tiempo, un diputado francés decidió redactar una ley para la adopción de Más allá del PIB (MAPIB) indicadores en Francia, se le dijo que esa ley no era necesaria porque los indicadores MAPIB ya existían y se publican anualmente en el país. El diputado respondió que nadie en el Parlamento o Gobierno era consciente de ello. La razón era simple: el nuevo conjunto de indicadores fue publicada en el anexo de un informe administrativo muy técnico – en un lugar donde nadie se molestó mirada en ellos. En este ejemplo se arroja luz sobre una dimensión importante del debate indicador MAPIB: medición e publicación de indicadores no es suficiente, es imprescindible reflexionar sobre cómo pueden utilizarse prácticamente en los procesos de formulación de políticas.

Hoy en día, varios países ya han adoptado oficialmente tableros de indicadores MAPIB. Estos pioneros son casos interesantes para ver con el fin de ver cómo se utilizan indicadores MAPIB en la práctica: se dejaron en los anexos técnicos de los informes del gobierno, utilizados como herramientas de comunicación o movilizados efectivamente en la elaboración de las políticas públicas?

Australia estableció indicadores del Más Allá del PIB ya en 2002, desarrollado y apoyado por la Oficina de Estadística de Australia y su estadística en jefe. El tablero de instrumentos cuenta con 26 dimensiones agrupadas en torno a cuatro temas titulares: sociedad, economía, medio ambiente y gobernabilidad. El tablero de instrumentos se ha publicado con frecuencia y tiene especial interés para los medios de comunicación y el público en general. Los indicadores fueron inicialmente diseñadas para ayudar a los ciudadanos a considerar el progreso de una manera más integrada, y no para evaluar las acciones del gobierno – sin embargo, el tablero de instrumentos se utiliza regularmente por personal político en sus intervenciones en los medios. Bélgica ratificó una ley, a principios de 2014, destinado a desarrollar indicadores para complementar el PIB.

Estos indicadores se están desarrollando actualmente por la Agencia Belga de Planificación Federal, y podrían incluir algunos de los indicadores ya adoptadas a nivel regional por Valonia: seis indicadores, incluyendo el PIB, en tres dimensiones: medio ambiente, la sociedad y la economía. Curiosamente, se ha previsto una revisión de MAPIB indicadores de progreso a ser incluido en el informe anual de la Banque Nationale de Belgique y el progreso de los indicadores se debatirá en el Parlamento cada año. Contrariamente a lo que estaba previsto inicialmente en Australia, los indicadores son para jugar un papel más político en Bélgica.

El Reino Unido ha producido un tablero integral de indicadores del Más Allá del PIB desde 2011 en virtud de un programa nacional para la medición del bienestar que fue apoyada por el primer ministro David Cameron. El tablero de indicadores en el Reino Unido contiene más de treinta indicadores. Algunos son objetivo (por ejemplo, el nivel de ingresos) y otros son subjetivos (por ejemplo, porcentaje de personas ansiosas en la población). Los británicos le gustaría utilizar su tablero de instrumentos para medir el antes y después de los impactos de las políticas públicas. Esto aún no se realiza de forma sistemática, pero los informes mensuales se publican a comentar sobre cómo el país está llevando a cabo en distintas dimensiones del bienestar y algunos indicadores han sido utilizados para informar la toma de decisiones.

Estos estudios de casos ofrecen tres lecciones interesantes.

En primer lugar, en cuanto a la metodología, se destaca claramente que “reemplazar” el PIB no es una opción más en los países que adoptaron nuevos indicadores. La elección que se hizo fue para complementar el PIB en lugar de reemplazarlo. Esta elección puede ser entendido por el hecho de que es difícil simplemente deshacerse de un indicador tan emblemático como el PIB, sino también porque, a pesar de sus muchas limitaciones, el PIB conserva varias características de gran alcance (es decir, la normalización, la parte de un amplio sistema de cuentas nacionales, etc.). Además, el PIB no se complementa con un solo indicador, sino un tablero de indicadores – visto como una mejor forma de representar las diferentes dimensiones del bienestar que no se pueden combinar en una sola métrica.

En segundo lugar, las iniciativas para complementar el PIB se apoyaron en el nivel más alto – El Poder Ejecutivo apoyó el Programa de Vivir Bien en el Reino Unido, el poder legislativo en Bélgica y la administrativa en Australia. Además, los indicadores no son compatibles con un solo partido o sensibilidad: todos los lados del espectro político de apoyo a los indicadores más allá de PIB. En el Reino Unido, es el gobierno conservador, en Bélgica, el partido Verdes-Socialista. Sin embargo, todos los partidos políticos no son compatibles con un conjunto similar de indicadores. Puede ser anecdótico, pero el Reino Unido no tiene una medida objetiva de la desigualdad de ingresos en su denso tablero de indicadores, mientras que en Bélgica es muy probable que vayan a tener uno.

Por último, estos ejemplos muestran tres posibles tipos de uso de los indicadores. Pueden desempeñar un papel simbólico, como estaba previsto inicialmente en Australia: los indicadores se supone que representan el progreso de una manera diferente, pero no se han desarrollado para medir el desempeño del gobierno. Los indicadores también pueden desempeñar un papel político, como en Bélgica, donde se desarrollan precisamente para evaluar el desempeño del gobierno a través de un debate anual en el Parlamento. Y nuevos indicadores también se pueden desarrollar con el fin de desempeñar un papel decisivo: cuando se utilizan para medir los impactos de las políticas públicas específicas. Claramente, los indicadores MAPIB rara vez se utilizan de esta manera en la actualidad, en parte debido a la falta de estadísticas y teoría para entender la forma en que se ven afectados por diferentes tipos de políticas públicas.

Sin embargo, cabe recordar que, al igual que los indicadores MAPIB, el PIB no siempre existe y no siempre se ha utilizado de manera instrumental. Pasaron varios años y décadas, con la evolución de la teoría económica y métodos estadísticos, así cambiando las expectativas socioeconómicas, para hacer del PIB un indicador simbólico, político e instrumental. Indicadores MAPIB están siguiendo este camino a pesar de que va a tomar tiempo y sin lugar a dudas – la voluntad política e innovación.

El peligro de los conflictos residuales en Colombia

Hay tanto que escribir esta semana sobre nuestra serie de reuniones en Bogotá y también con los líderes militares en el Valle del Cauca. Definitivamente voy a volver al tema de la pobreza y la igualdad en Colombia por la razón de que los nuevos números subieron la semana pasada. Aún más interesante sobre la información donde se clasifica la clase media en Colombia con unos nuevos indicadores de ingreso.

Hoy quiero centrarme en el conflicto en Colombia y la oportunidad del gobierno de lograr o por lo menos firmar un acuerdo de paz en Colombia. La firma del acuerdo sin duda será importante para el futuro de Colombia, pero de poner en acción será otra cosa completamente diferente. El presidente Santos, sin duda, tiene la mejor posición cuando se trata de un potencial acuerdo de paz. Como se mencionó en mi tweeter anterior – un sueño para Santos y una pesadilla para el próximo presidente.

La semana pasada en Londres (Inglaterra), el Departamento para el Desarrollo Internacional (DFID) quien dirige el trabajo del Reino Unido en la cooperación internacional organizó un evento sobre Conflictos y Violencia en el contexto del papel de los donantes en situación de post-acuerdo. Este evento es aún más interesante en el contexto de un reciente artículo publicado en la revista Semana sobre el papel de la cooperación internacional en el post-conflicto en Colombia.

El primero en presentar fue David Harland, un ex diplomático cuya organización, Centro para el Diálogo Humanitario, se describe como una “organización privada de diplomacia’.

Su presentación tiene algunos puntos fuertes. Uno de ellos se centra en la noción de que había un consenso liberales de 1990-2010, resumido en el Informe sobre el Desarrollo Mundial 2011 . Este afirmó que cuando hay suficiente estabilidad, recursos y tiempo serán suficientes para lograr la seguridad en la mayoría de situaciones. El envío de fuerzas de paz se convirtió en la respuesta internacional a la violencia de forma predeterminada en los países pobres. Si las cosas no van bien, eso es porque, incluso los mejores ejecutantes, toman más de 20 años para ordenarse a sí mismos (que probablemente será el mejor escenario en Colombia). Todos estarían de acuerdo en que el conflicto en Colombia es de naturaleza diferente pero el conflicto residual impedirá el crecimiento y el desarrollo.

Hubo un momento claro de cambio en 1990, sobre el conflicto y la democracia . Conflicto residual (o en otros términos guerra urbana en Colombia) es el mayor desafío de la seguridad humana: es el mayor conductor de la pobreza, interconectado a nivel mundial (drogas, Balloon Effect ) entre los países – como un ejemplo, mira cuántas personas más han muerto en el caos relacionado con las drogas en la frontera con México, y en Colombia o Afganistán, sin embargo, pero solamente hay pequeños esfuerzos o una palabra para describir lo que está pasando allí). Las situaciones son a menudo cada vez más de crímenes, muy difícil escapar, e imposible de predecir (la información no es tan disponible).

Pero ese consenso está ahora en crisis: se ha producido un movimiento ascendente desde 2010 en conflicto (ver diapositiva) y también en la autocracia. ¿Es esto un problema técnico o otro punto de cambio? Las intervenciones han ido mal en muchos lugares de todo el mundo – como en Afganistán, Irak, Sudán del Sur, Libia. “Mi historia de vida entera ha sido un desamor con la intervención” (que comenzó en Bosnia) mencionó David. Esto ha llevado a una creciente percepción de la ‘ineficacia de la fuerza: no es del todo claro si lo que hacemos es lo mejor cuando tenemos que intervenir, agregó.

Entonces, ¿qué puede ser rescatado? Algunos fundamentos de un enfoque bastante más modesto / realista? Y ¿qué significa esto en el contexto de Colombia, donde actualmente las estadísticas diarias o la guerra urbana está mostrando que se están matando a más personas que en la guerra tradicional tal como en el conflicto que se están negociando actualmente. Hay una multitud de situaciones en Colombia que se pueden describir como conflictos en curso que no forman parte del actual proceso de paz y lo más probable es que serán parte de lo que se describe como conflictos residuales.

Inclusión no intervención / imposición. Muy a menudo los problemas comienzan cuando las acciones / iniciativas se clasifican como “nuestro proyecto”. Las posibilidades de éxito son mucho mayores cuando un proceso de paz es de propiedad local y uno de los ejemplo que se dio fue el proceso de Mindanao en las Filipinas (aunque desordenado, es inclusivo – todos los actores locales sienten que es suyo; lo mismo va para Kenia, mientras que el sur de Sudán contiene altos niveles de imposición externa.

Los esfuerzos actuales en Colombia son controlados por la oficina del Alto Comisionado para la Paz. Hay una multitud de eventos / debates sobre el conflicto mismo, pero sería difícil en este momento para encontrar una “oferta” coherente o una lista de actividades viables bien definidos con una evaluación de riesgo e impacto. Pequeñas acciones se llevan a cabo a nivel local para identificar las necesidades y oportunidades, así como la capacidad de algunos de los 378 municipios más afectados en Colombia a poseer el proceso.

Mary Kaldor fue la segunda persona que se presentó en el evento. La verdadera pregunta para ella es “que se hace después de que se desaparece el conflicto? – “Consolidación de la paz y la construcción del Estado ‘(PBSB). “Casi todos los países en conflicto siguen siendo plagados por la violencia (tanto social como político), a pesar de todos los dólares de ayuda. ¿Qué estamos haciendo mal “América Latina y más específicamente ciudad en Centroamérica continúan clasificando como las ciudades más peligrosas del mundo a pesar de que – técnicamente son en situación de post-conflicto con democracia plenamente implementado.

Para María, el problema comienza con la confusión entre “violencia” y “conflicto”: sociedades pacíficas involucran una serie de mecanismos para hacer frente a los conflictos que tienen como objetivo resolver los problemas. Nosotros erróneamente tendemos a ver los conflictos armados como la continuación de esas políticas (tonos de Clausewitz). De hecho la violencia cierra el conflicto, encuadrando todas las disputas como “nosotros v ellos ‘, por lo que es mucho más difícil de resolver esos pequeños conflictos cotidianos y así resolver los problemas.

María piensa que en lugar, debemos ver la violencia más como una “empresa común”, donde los grupos armados tienen mucho que ganar (políticamente o económicamente) de continuar combatiendo, más que terminar la guerra. Violencia construye las diferencias sectarias, separar el ‘nosotros’ y ‘ellos’, que proporciona la base para las élites para obtener y conservar el poder + varios alquileres. ‘Violencia proporciona una cubierta para una economía política depredadora, un nuevo conjunto de relaciones de poder.’

Si pensamos en episodios de violencia armada como una condición de la sociedad o empresa mutua, ¿cuáles son las implicaciones para la acción de los donantes? El mundo imaginario de resolución de conflictos planea por fases (la prevención, la reconciliación, la paz, el mantenimiento de la paz, consolidación de la paz, salida). En realidad parece que no existen realmente esas fases o ¿no? Al comenzar a mirar la situación bajo diferentes lentes “conflicto” o “violencia”?

Los acuerdos de paz se basan en la idea de conflicto como un concurso, en el que ambas partes tienen quejas legítimas que pueden ser resueltos a través de negociaciones. Pero si se trata de una empresa común, el único motivo que los grupos armados estarán de acuerdo es si se afianza su poder y la depredación, como lo fue el caso en Bosnia. Colombia parece ir por ese mismo camino – esta edición de la revista Semana publicó un editorial sobre La última Gran Encuesta que mostró recientemente que la confianza de los colombianos en sus instituciones está en los niveles más bajos. En este mismo editorial, confirma que los grupos armados van a quedarse con una forma de poder que es lo que estamos relacionando en la presentación de Mary Kaldor.

Hoy precisamente las Farc ha secuestrado a un General del Ejercito (Ruben Alzate). Esto demuestra que todavia, como lo describe Mary Kaldor,  los grupos armados  continuan afianzando su poder.

Claro, necesitamos acuerdos, pero tienen que pensar de manera diferente. El reciente discurso sobre el precio total para la consolidación de la paz en Colombia se debe ampliar para garantizar que los nuevos actores no estatales podrían traer imparcialidad al post-acuerdo, así como de atraer nuevas fuentes de financiación.

¿Qué pueden hacer los gobiernos extranjeros para ayudar en Colombia? Es evidente que sus funciones tienen que cambiar y los nuevos actores necesitan ser integrados en el proceso. Tendrán que ser priorizadas las articulaciones entre las distintas fuentes de financiación. Los donantes probablemente podrían invertir mejor en la puesta en marcha de instrumento / infraestructuras que ayudaría a fortalecer la transparencia y la colaboración entre el crecimiento de cantidades de esfuerzos hiper-individuales. Puesto que no hay ofertas claras (aún) de las comunidades sobre las necesidades y oportunidades, y que la oferta será diferente de las regiones y comunidades, será el foco de la comunidad internacional solamente en la consolidación de la paz? La violencia en general? Desigualdad o víctimas (a pesar de que la definición de quién es una víctima se sigue ampliando así como las negociaciones continúan!) Hay una oportunidad en este momento para identificar esas necesidades y oportunidades, así como las reglas de enfrentamiento para el post-acuerdo!

Changing World of Development

Folder Name